ÚLTIMA HORA

NOTICIAS

‘Me querían convertir en su prostituta’: se suicidó y dejó carta acusando a sacerdotes de su colegio

23/10/2018 2:30 pm

La madre de la víctima está dando una dura batalla para demostrar que el suicidio estuvo motivado por los abusos que sufrió en la institución.

Una dura batalla es la que está librando una madre en Colombia, quien denunció que su hijo, de 21 años, se suicidó a causa de los abusos sexuales que sufrió en un colegio de Bogotá.

Patricia Osorio denunció el hecho apuntando al colegio San Viator, donde supuestamente su hijo, Daniel Eduardo, habría sido víctima de los religiosos que dirigen la institución.

El joven, al parecer, no pudo más con la enorme carga psicológica, tras el presunto historial de abusos sexuales sufridos cuando era niño. La madre decidió revelar ahora el contenido de una carta encontrada en los bolsillos del pantalón que el joven vestía cuando se suicidó, lanzándose desde el décimo piso de un edificio en mayo de 2017.

“Mamá: hoy llegó el día de decir adiós. Gracias por todo lo que me brindó. Me voy porque estoy cansado de esta vida. Yo jamás pedí venir al mundo y mucho menos pedí tener todos los trastornos psicológicos y afectivos que me hacen sufrir y no me dejan progresar. Y desde niño fui abusado en el colegio. Solo le pido que no me busque…a donde voy a estar”, dice en el comienzo de la carta.

La mujer dijo además que, en el contenido, se detalla como su hijo se sentía ante los supuestos abusos. “Lo sacaban en camionetas blindadas, lo llevaban a fincas de recreo lujosas que no tenía ni idea dónde quedaban. En la última carta dice: ‘Me querían convertir en una prostituta'”, aseguró la madre del joven.

El colegio, a través del rector, Albeyro Vanegas Bedoya, declaró a la prensa una respuesta, negando las acusaciones en su contra. “He sido mencionado de alguna manera en este caso por la mamá de este estudiante, siendo yo director académico y rector de él por un día (…). El abuso es rotundamente falso para mí”, respondió.

El joven ingresó en 2005 a la institución y se retiró en 2012, tras un supuesto problema de indisciplina, producto del uso de cabello largo, algo que no estaba permitido. Sin embargo, su madre, al momento de hacerse presente en la institución, observó una conducta sospechosa del rector hacia su hijo, recoge el periódico El Tiempo.

“Cuando Patricia fue al colegio, ella se encontró que él estaba en la oficina del cura (Albeyro Vanegas Bedoya) y a ella le pareció raro. Ella recuerda que el padre le dijo: Acá explicándole al monito porque no se tiene ir. Si es por el pelo, no se preocupe, yo se lo corto; luego le cogió la mano al niño. Inmediatamente la mamá sintió que ese trato no era normal en una relación entre alumno y rector. Con esos indicios ella comenzó a sospechar”, dijo el abogado de la familia.

Las pruebas recogidas sobre el caso, son de vital importancia para la familia del joven, empeñada en demostrar que el suicidio estuvo motivado por los abusos sufridos en el establecimiento.

Fotos: El Tiempo/Blu Radio.

pixel