Ministerio de Gobernación retira a agentes que apoyaban a la CICIG

Nacionales - 20 marzo, 2018

Al menos once agentes de la Dirección General de Inteligencia Civil que estaban asignados a la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (Cicig) dejarán desde hoy de prestar apoyo a este ente adscrito a la ONU, cuya función es desmantelar aparatos clandestinos en el Estado.

El portavoz del ministerio del Interior, Fernando Lucero, explicó que un convenio interinstitucional firmado en 2016 entre la Dirección General de Inteligencia Civil y la Policía Nacional Civil establece «la reconcentración de la fuerza policial para brindar servicios de seguridad a la ciudadanía antes, durante y después de Semana Santa».

«Es un movimiento totalmente natural, puesto que se están requiriendo por parte de las autoridades ministeriales que los casi 40.000 policías presenten servicios en todo el país» durante estas fechas, dijo Lucero, quien agregó que en los años anteriores también se hizo esta reubicación.

«La fuerza policial debe concentrarse ahorita en un solo tema», acotó, aunque evitó confirmar si tras este operativo los agentes volverán a apoyar el trabajo de la Comisión.

La función de estos agentes, algunos de los cuales estuvieron en esta sección desde el inicio de funciones de la Comisión en el año 2007, era acompañar a los investigadores de la Cicig tanto en allanamientos y diligencias como en la entrega de informes.

Diversos sectores de la sociedad civil han opinado que esta es una estrategia más para minar el trabajo de la Cicig.

El Gobierno de Guatemala mantiene un pulso con el comisionado de este ente, el colombiano Iván Velásquez, desde agosto del año pasado, cuando el presidente Jimmy Morales intentó expulsarlo del país sin éxito.

Desde entonces, Guatemala ha empezado en la ONU un diálogo para solucionar las controversias existentes, pues aseguran que el abogado colombiano se extralimita en sus funciones, presionado la aprobación de reformas, mediatizando los casos judiciales o manipulando los medios de comunicación.

 

EFE/Sonora