Keylor ‘el portero de las tres Champions’ regresa al Santiago Bernabéu

Fútbol Internacional - 25 noviembre, 2019

La visita del Paris Saint Germain traerá consigo el retorno de Keylor Navas al Santiago Bernabéu. El costarricense nuevamente se parara bajo palos en el estadio blanco, pero en esta ocasión lo hará vestido de azul y rojo, con la intención de frenar las pretensiones del Real Madrid. Lo hará, además, luego de su buena

La visita del Paris Saint Germain traerá consigo el retorno de Keylor Navas al Santiago Bernabéu. El costarricense nuevamente se parara bajo palos en el estadio blanco, pero en esta ocasión lo hará vestido de azul y rojo, con la intención de frenar las pretensiones del Real Madrid.

Lo hará, además, luego de su buena actuación de este fin de semana. Tras regresar de una lesión, realizó una parada fundamental, con el choque aún empatado, en el partido contra el LIlle, que finalmente se llevó por PSG por 2-0.

Keylor buscará ser determinante nuevamente en el partido de la cuarta jornada de la Liga de Campeones que lo enfrenta a su exequipo, con la posibilidad de catapultar al liderato del grupo al PSG y de complicarle la vida al Madrid, el equipo con el que ganó todo y se consagró en la élite del fútbol.

El regreso del portero ‘tico’ al Santiago Bernabéu, hombre de fe, que tantas alegrías le dio al equipo blanco, llega precisamente en el mejor momento del Madrid y de Thibaut Courtois. El belga, que fue quien condenó al infortunio del banquillo a Keylor Navas, superó este fin semana la marca de imbatibilidad del guardameta costarricense. Courtois, tras un inicio de temporada complicado, ha logrado obtener esa confianza y tranquilidad, que con la atenta mirada de Keylor a su espalda nunca logró tener.

Keylor Navas militó cinco temporadas en las filas del equipo blanco, en tres de éstas, sus entrenadores le otorgaron la titularidad y en ningún momento desaprovechó la oportunidad que le dieron. A pesar de la presión que conlleva una portería como la del Real Madrid, foco de debates en el último lustro, el ‘tico’ asumió el reto de resguardar las arcas del Santiago Bernabéu. El resultado final, fue favorable, en cinco años vestido de blanco, tocó el cielo en forma de tres Champions consecutivas.

Trabajador y silencioso, cumplió con creces las expectativas puestas sobre él. Asumió siempre su rol, como titular fue determinante en los triunfos madridistas y como suplente, como terminó siendo en su última temporada, nunca tuvo salidas de tonos. Fue finalmente la llegada de Courtois y el asentamiento del gigante belga en la titularidad de la meta blanca en detrimento del costarricense, lo que obligó a Keylor a buscar otro camino.

El último partido de liga de la temporada pasada, fue también la última ocasión en que Keylor vistió la camiseta del equipo blanco. En un partido en que el Real Madrid perdió 0-2 en el Bernabéu frente al Betis, el conjunto merengue despedía una temporada con los silbidos de la afición, que se alargaron hasta el final del partido y que solo se detuvieron cuando Keylor saludó al estadio. Con los guantes en mano, el meta costarricense se ‘despedía’ del Bernabéu y el público cambió los pitos por una ovación, para acompañar al portero que siempre tuvo su respaldo.

Navas se marchó en los últimos compases del mercado de verano, cuando todo apuntaba a que el costarricense se quedaría en el conjunto blanco, paciente y sin reniegos, a la espera de una nueva oportunidad. El ‘tico’ sorprendió al club merengue, asumió su inevitable destino y pidió marcharse. El portero de las tres Champions, siempre agradecido, emprendió viaje con destino a París, donde ha recuperado el protagonismo perdido en su última temporada como merengue.

Con su regreso, se espera que Navas disfrute del cariño de una afición que siempre le vio con buenos ojos. Un caluroso recibimiento, probablemente en forma de ovación unánime como lo fue en su última aparición y así rememorar hazañas pasadas.

Sin embargo, el rostro de Navas, no será la única cara conocida que se encontrará el Madrid en el cuadro dirigido por Thomas Tuchel, y es que Ángel ‘El Fideo’ Di María, verdugo del equipo de Zidane, en la primera jornada de la presente Liga de Campeones, marcando un doblete en la victoria de 3-0 de su equipo frente a los blancos, regresa por tercera ocasión a la que fue su casa por cuatro temporadas y en la que consiguió la ansiada ‘Décima’, siendo el mejor de aquella final frente al Atlético.

No obstante, el ‘fideo’ no tiene el mejor recuerdo de sus visitas al Bernabéu, en sus anteriores visitas al coloso madridista siempre se fue con el sabor amargo de la derrota, su saldo fue de un 1-0 en la fase de grupos de la 2015-16 y un 3-1 en la ida de los octavos de la 2017-18 en la que ni siquiera saltó al campo. Ahora buscará repetir lo conseguido apenas dos meses atrás y llevarse su primera victoria a domicilio frente a su exequipo.

Se verán rostros familiares como el de Pablo Sarabia, que se formó en La Fábrica, capitán del Castilla, que llegó a debutar con el primer equipo de la mano de José Mourinho. Sin embargo, tuvo que buscarse la vida fuera de Chamartín, no muy lejos, en Getafe, donde inició su evolución como futbolista, que continuó de buena manera en Sevilla y ahora sigue en el PSG.

Una noche de reencuentros se vivirá en el Santiago Bernabéu, protagonizada por Keylor Navas y con los actores de reparto de Di María y Pablo Sarabia, en la que los jugadores intentarán dar un golpe de autoridad en el grupo de Liga de Campeones y en el proceso agravar la situación del fue su antiguo equipo. EFE/SN