Investigan la muerte de 20 presuntos mineros ilegales en Sudáfrica

Internacionales - 17 junio, 2021

– La Policía de Sudáfrica investiga la muerte de 20 personas, presuntos mineros ilegales, cuyos cadáveres fueron hallados en una zona de yacimientos obsoletos del centro de Sudáfrica, informaron este jueves a Efe fuentes policiales.

En primer lugar, la Policía halló 5 cadáveres en estado de descomposición en la tarde del pasado martes junto a un antiguo conducto de ventilación de un yacimiento en la zona de la localidad de Orkney, a unos 160 kilómetros al suroeste de Johannesburgo.

Al día siguiente, se encontraron otros 14 cadáveres abandonados a lo largo de una carretera que discurre junto a una vía de ferrocarril, en la misma zona de Orkney, y también en estado de descomposición.

Posteriormente, los investigadores recibieron información del hallazgo de otro cuerpo más, hasta un total de 20 fallecidos.

De la veintena de cuerpos, muchos tenían quemaduras graves y algunos estaban en bolsas de plástico.

Además, una decena de ellos tenía etiquetas con datos de contacto o información personal que está siendo estudiada por las fuerzas de seguridad.

«En este punto (de las pesquisas policiales) aún no se ha identificado ninguno de los cuerpos», indicó hoy a Efe Sabata Mokgwabone, portavoz de la Policía para este caso.

Los investigadores trabajan con la hipótesis de que los fallecidos son todos mineros ilegales (o «zama-zamas», como se les llama en el país) que trabajaban en los yacimientos obsoletos de la zona y sufrieron algún tipo de accidente.

La minería ilegal en Sudáfrica es una de las más lucrativas del continente africano y está frecuentemente asociada con la actividad de grupos criminales organizados. EFE